Para Maestros > Guia de Enseñanza > Cocinando las perfectas palomitas
Cocinando las perfectas palomitas

palomitas de maizLas palomitas de maíz no solo son sabrosas y económicas, también son fáciles de preparar. Si eliges hacer palomitas de maíz en una máquina eléctrica, en la estufa o en el fuego. Siga estos pasos para unas palomitas de maíz perfectas:

  • Primero calienta la máquina para hacer palomitas, el sartén o la cazuela, si utilizaras aceite para hacer tus palomitas, agrega 1/4 de taza de aceite para cocinar en la cazuela. Deja que la cazuela se caliente, la mejor temperatura para hacer las palomitas es de 200 a 460 grados centígrados. El aceite hierve a los 500 grados. Si tu aceite comienza a sacar humo o vapor, es porque está muy caliente. Cualquier aceite de cocina funciona siempre que pueda mantener la temperatura adecuada. Cuanto menos grasas saturadas contenga el aceite, menos calorías le agregarás a tu botana
  • No revientes las palomitas de maíz con mantequilla, esta se podrían quemar.
  • Prueba lo caliente del aceite poniendo uno o dos granos. Cuando el grano reviente o gire en el aceite, está listo para agregar los demás granos. Utiliza solo suficientes granos para cubrir el fondo de la cazuela. Agita la cazuela para asegurarse que el aceite se reparta uniformemente en los granos.
  • Cuando los granos no revientan es porque no tienen la suficiente agua en el almidón para crear la presión que se necesita para que el grano reviente.

Si tus granos no revientan en suaves y crujientes palomitas de maíz, es porque se pudo haber perdido algo de humedad. Rejuvenece las palomitas de maíz colocándolas en un recipiente de un litro de capacidad con 3/4 partes de maíz reseco y agrega un cucharada de agua. Tapa el recipiente y agita de 5 a 10 minutos hasta que el agua sea absorbida. En 2 ó 4 días deberán estar listas para reventar.